Publicado: 28 de Septiembre de 2018 a las 10:23

Empezaremos diciendo que se trata de un sistema eficiente que ofrece demasiadas ventajas:

- Respeta el medio ambiente. La biomasa es una fuente de energía renovable que no produce daños al medio ambiente como los combustibles fósiles, que son muy contaminantes.

Los biocombustibles muchas veces son residuos que de otro modo no se podrían eliminar, con lo cual, los hace todavía más baratos y recomendables. Además, su uso colabora en la limpieza de los montes, por lo que reducirá el riesgo de incendios.

- Se ahorra en cuanto a costes de calefacción. Dependiendo del tipo de biomasa que se utilice y con qué sistema se compare, puede ser hasta un 500% más barata. De esta manera, con lo que cuesta calentar una casa durante dos meses, se puede tener calefacción y agua calienta durante el año.

- No tienes que depender de los cambios en los precios de los combustibles. Los combustibles fósiles como el gasoil o el gas se encuentran sujetos a las fluctuaciones del mercado. Con lo cual, si esto se le une una mayor demanda, puede provocar que la factura de la calefacción se dispare.

- Si se compara las calderas de biomasa con las chimeneas, éstas se utilizan durante todo el año porque permiten tener agua caliente sanitaria. Una ventaja más que no queríamos dejar de destacar.